Prueba-A-B

¿Qué son las pruebas A/B y para qué sirven?

In Marketingby Lander OlabarriLeave a Comment

El marketing implica dos factores importantes: dirigir el tráfico a tu página web y hacer que ese tráfico se convierta en clientes potenciales.

Por lo tanto, el tráfico es esencial para tu página web, pero si no puedes convertirlo, ¿cuál es exactamente el objetivo?

Una de las formas más útiles para aumentar los clientes potenciales y las ganancias es mediante la realización de test A/B.

 

¿Qué son los test A/B?

Los test A/B se producen comparando dos versiones de una página web para ver qué versión funciona mejor. También llamadas pruebas divididas, los test A/B utilizan datos y estadísticas para sugerir cambios de diseño para mejorar la tasa de envío de formularios de tu página.

Estas pruebas son eficientes porque eliminan la especulación de la optimización de la página web y te dejan con una respuesta definitiva de cómo se comporta una llamada a la acción (CTA) en lugar de adivinar cómo podría funcionar.

Con los test A/B, puedes realizar cambios precisos en tu página web basándose en hechos y métodos comprobados. Incluso si un método ha demostrado ser ineficaz, todavía tiene una respuesta sobre si funciona en lugar de perder el tiempo para averiguar si funcionará bien.

Cómo aplicar los test A/B en tu página web

Si un concesionario de automóviles desea mejorar la calidad de sus ventas, por ejemplo, los test A/B serían útiles para probar los botones de CTA en las páginas de inventario del concesionario, así como los cambios en las imágenes visuales y el diseño del sitio.

¿De qué color son las CTA? ¿Qué deben decir los botones de CTA? ¿Dónde se deben colocar? Estas son solo algunas preguntas que se pueden hacer mientras se realizan los test A/B. Esta prueba sugerirá respuestas basadas en datos y estadísticas. ¡Entonces es hora de probar las cosas!

Si no sabes como poner en marcha tu test A/B contacta con nosotros

Proceso de test A/B en pocas palabras

Lo primero es lo primero, recopilar datos. Use herramientas como Google Analytics para determinar dónde debe comenzar a realizar las pruebas. Google Analytics le mostrará dónde su sitio recibe la mayor cantidad de tráfico y dónde tiene problemas para convertir en áreas que pueden mejorarse mediante pruebas.

A continuación, identifica tus metas. Pueden ser cualquier cosa que desees, desde hacer clic en un botón hasta registrarse para recibir boletines informativos por correo electrónico. Con el ejemplo de la página web del concesionario de automóviles, si intentamos obtener más conversiones para aumentar los pasos de taller, nuestro objetivo sería aumentar los envíos de formularios en la página de cita previa.

Una vez que hayas recopilado datos, hayas decidido qué áreas de tu página web te gustaría probar para mejorarlas y hayas identificado tus objetivos, es hora de crear una hipótesis.

Tu hipótesis es una declaración más oficial con respecto a por qué crees que el resultado de tu prueba será mejor que la versión actual. Deseas indicar cuál crees que será el resultado y el grado de esfuerzo del proceso.

Ahora que se han recopilado los datos, se han determinado los objetivos y se ha establecido su hipótesis. ¡Que empiecen las pruebas!

Mientras usas tu software de test A/B, implementas los cambios sugeridos, ya sea cambiando el color de un botón de CTA o alterando un banner en la página de inicio. Una vez que comience tu experimento, ¡es hora de sentarse y ver cómo se vierten los datos! La interacción del usuario con cada experimento se medirá y comparará para determinar qué prueba se realiza mejor.

Una vez que su experimento esté completo, es hora de examinar los resultados. Si tu resultado muestra un número ganador, eso es genial. Si no, cada experimento siempre contará como una experiencia de aprendizaje, y podrás determinar qué funciona y qué no.

¿Te interesa saber más sobre las pruebas A / B que puede realizar para su concesionario de automóviles para aumentar las conversiones? Hablemos.

¡Buena suerte y felices pruebas!

Deja un comentario